Escombrera

Amianto y escombreras ilegales

Comparte si te gusta...

Hemos realizado una decena de peticiones a la concejalía de Fomento, para que se encargue de manera urgente de la limpieza de estas escombreras e inicie una campaña de retirada controlada del amianto

AHORA MURCIA denuncia la proliferación de escomberas ilegales en las pedanías del municipio, con la presencia cada vez mayor de materiales tan peligrosos como el amianto. Por este motivo, la plataforma ciudadana ha realizado una decena de peticiones a la concejalía de Fomento, para que se encargue de manera urgente de la limpieza de estos puntos y que se establezcan las medidas necesarias para que no surjan nuevamente. Ahora Murcia también considera urgente que se inicie una campaña de retirada controlada del amianto en estas zonas.

La concejala Ángeles Micol señala que “mientras que en el centro urbano la basura se recoge casi puerta a puerta, en las pedanías encontramos escombreras, basura, muebles y materiales ultra contaminantes (uralita, baterías de coches, aceites…) y peligrosos (podas de palmeras con picudo)”. La edil recuerda que un material tan nocivo como el amianto se encuentra presente en la uralita, y que ésta, además de encontrarse en vertederos, es cada vez más reutilizada por vecinos de la Huerta, “utilizándola, por ejemplo, para realizar vallas en sus propiedades después de quitarlas de sus tejados”.

Micol explica que las placas de uralita o fibro cemento deben ser manipuladas por personal cualificado para esta tarea, y debe retirarse siguiendo unas normas de seguridad, “no hacerlo de esta forma supone un grave riesgo para las personas que están en contacto con este material. Además, no se puede consentir que algo tan peligroso como el amianto esté al alcance de niños y de cualquier persona que desconozca sus riesgos”.

Por su parte, el resto de objetos y materiales “deben ser retirados a eco-puntos y vertederos homologados”, en lugar de permitir las escombreras ilegales en cunetas, solares y quijeros (margen de las acequias), tal y como está ocurriendo actualmente. Por ello, la concejala insta al Ayuntamiento y a la concejalía de Fomento, que es la que asume las competencias de limpieza y gestión de residuos, “que tomen de inmediato cartas en el asunto, limpiando esas zonas y poniendo los medios para que esos puntos no vuelvan a convertirse en vertederos”.

En este sentido, Micol apunta que “mientras pagamos a Cespa más de 50 millones de euros al año por el llamado ‘contrato del siglo’, la mayoría de los vecinos en la Huerta y el campo no tienen contenedores de recogida selectiva a una distancia próxima, y los que existen son pequeños de tamaño y escasos en número”.

La concejala subraya que este problema de los vertederos “es uno de los grandes ejemplos de agravio comparativo que supone el pago del IBI en pedanías al mismo precio que el de una casa de la Gran Vía, mientras que es evidente que los servicios recibidos son muy distintos”. Micol también destaca que en los últimos días el PP está anunciando un Plan de Acción para la Huerta “pero no es capaz de hacer algo tan básico como mantener con unas condiciones mínimas de limpieza y salubridad estas zonas del municipio”.

Micol explica que Ahora Murcia ha recibido “muchas quejas de vecinos de pedanías por el peligro, el olor y las molestias al tráfico que suponen las escombreras ilegales”, en concreto en Puebla de Soto, La Ñora, Nonduermas, San Ginés, Aljucer, Espinardo, Javalía Viejo, La Arboleja, La Albatalía y La Alberca-Santo Ángel. La escombrera de La Ñora, además, se encuentra en una zona BIC (en el acueducto de la rueda), “con lo que la problemática llega a afectar a nuestro patrimonio histórico-cultural”.

Sin Comentarios

Lo sentimos, el formulario para comentarios esta cerrado en este momento