Mesa del Árbol

Mesa del Árbol: tomadura de pelo del PP

Comparte si te gusta...

Denunciamos que “un año después, el PP en lugar de crear la Mesa del Árbol ha hecho una reunión informativa del ficus”

 

AHORA MURCIA denuncia que “más de un año después, el edil Guillén y el alcalde Ballesta en lugar de crear por fin la Mesa del Árbol, han hecho una reunión informativa del ficus de Santo Domingo”. Angeles Micol destaca que “13 meses después de nuestra moción sobre la creación de la Mesa del Árbol, meses en los que ha habido una enorme cantidad de incidentes en el municipio relacionados con los árboles, y con Ahora Murcia pidiendo una y otra vez que se diera cumplimiento a la moción y se constituyera el grupo de trabajo, resulta que lo que el PP municipal ha convocado una reunión principalmente para informar sobre el ficus. Ballesta y Guillén tienen la obligación de mirar más allá del ejemplar de Santo Domingo, por mucho que sea el más mediático, y hacer una gestión integral de la plantación y reposición de árboles en la ciudad y del cuidado y aumento de la masa arbórea en el entorno periurbano -Huerta y campo-”.

Micol destaca que “nuestra moción fue aprobada con el voto en contra del PP, y todo lo que está haciendo demuestra que no quiere Mesa del Árbol y que no le importa el arbolado del municipio”. La concejala subraya, además, que un punto de los acuerdos de la moción era la participación en la Mesa del Árbol de “entidades y colectivos que ayuden a aportar una visión multidisciplinar, como juntas municipales, federaciones de vecinos, Colegio de Biólogos, Colegio de Forestales o la Asociación Española de Paisajistas, entre otros. Sin embargo, solo hemos estado los grupos municipales y técnicos del Ayuntamiento, en un incumplimiento flagrante del contenido de la moción y en una nueva demostración del nulo interés del PP por abrir las decisiones en el Ayuntamiento a la participación de colectivos y entidades”.

La concejala de Ahora Murcia explica que en la reunión de hoy han descartado su propuesta “de que se utilicen especies y variedades autóctonas para la plantación y reposición de arbolado en la ciudad, aparte del almez, pero no se ha dicho que existan estudios que indiquen qué especies y variedades son las más adecuadas. Lo que no se puede es hacer la elección basándose en criterios decorativos, que es lo que parece que se suele hacer. A día de hoy la elección la realizan los técnicos municipales, pero no existe ningún protocolo que establezca los criterios. Hay que analizar qué variedades se adaptan mejor a nuestra ciudad, ya que es posible que no sean las que se han estado plantando hasta ahora. Se trata de una decisión muy importante de cara al modelo de ciudad que queremos”.

En este sentido, apunta a la necesidad de que en esta decisión participen “botánicos y expertos de la Universidad de Murcia, que apuesten por los criterios de la calidad que los árboles aportan a la ciudad y a la ciudadanía”. Así, hay que buscar las especies y variedades “que ofrezcan mayores beneficios medioambientales y para la salud: las que más oxigenen, depuren más CO2, proporcionen más sombra, etc.”.
Micol también se ha referido al arbolado periurbano, en el cual destaca la presencia de especies autóctonas protegidas, “como el olmo, el chopo, el almez o ciertas variedades de palmera”. La edil subraya que “es fundamental que la ciudadanía conozca que se trata de especies protegidas por normativas regionales y estatales, ya que en ocasiones se actúa contra estos árboles desde el desconocimiento. Por eso, el Ayuntamiento tiene que hacer una labor de difusión”. Respecto a los olmos, ha apuntado al grave problema que existe en el municipio con la plaga de ‘grafiosis’, “pero tampoco sobre esto hemos obtenido respuesta”.

“Además del arbolado que se planta y repone en la ciudad, también es de suma importancia la masa arbórea que tenemos en el campo y la Huerta, y es algo de lo que también debe ocuparse esta Mesa del Árbol”, afirma. “Hay que aumentar la protección y que plantar más ejemplares”, añade, “entre otras cosas porque son una de las herramientas fundamentales para luchar contra la desertización”.

La edil denuncia que el Consistorio todavía no ha creado el Catálogo del Arbolado de Interés Local, obligación establecida en la Ordenanza Municipal de Áreas Verdes, que recoge los ejemplares de mayor importancia histórica por su antigüedad y características: “Muchas veces valoramos edificios que tienen 100 años, pero nos olvidamos en cambio de que hay algo todavía más extraordinario: los seres vivos que tienen esa edad. Tenemos que mantener nuestros árboles vivos y con buena salud, y con un cuidado aún mayor a los árboles monumentales, que forman parte de la memoria colectiva de la ciudad y acompañan a sucesivas generaciones de vecinos”.

“El Gobierno de Ballesta viene realizando en los árboles del municipio actuaciones que en ocasiones ponen en peligro la salud e incluso la superviviencia de ejemplares”, asegura. “Nos referimos por ejemplo a cortar raíces porque molestan al entubado de acequias; podar pensando en que quepan las mesas de las terrazas o cortar ramas porque tiran hojas. Se trata, en suma, de una visión cortoplacista que implica que no se da al arbolado el valor y la importancia que merecen. Hay que entender de una vez que es imprescindible cuidar los árboles no solo por ellos, sino porque la vida sin ellos sería imposible”.

Sin Comentarios

Lo sentimos, el formulario para comentarios esta cerrado en este momento